Condena ombudsman agresión a maestros en Comitán
Condena ombudsman agresión a maestros en Comitán
1 junio, 2016
centro de convenciones
Se derrumba fachada de vidrio del Centro de Convenciones
1 junio, 2016

“No es el mejor momento para gobernar” Zacatecas, reconoce Monreal

“No es el mejor momento para gobernar” Zacatecas, reconoce Monreal

Por Alonso Urrutia, enviado y Alfredo Valadez, corresponsal

Zacatecas, Zac. En medio del fuego cruzado de sus adversarios en su contra, imputándole vínculos con el narcotráfico y enriquecimiento inexplicable, el candidato a gobernador de Morena, David Monreal valora: «Es su desesperación, los nervios: imagino al PRI como alguien que patalea antes de ahogarse. Y en ello han institucionalizado hasta la mentira».

Es la misma estrategia, dice, que han usado por años contra los Monreal, pero en esos empeños «he ganado hasta en tribunales porque son calumnias, y les han ordenado bajar los espots». El partido justifica las imputaciones a una siembra de droga que ahora utilizan ante las tendencias electorales.

Durante una entrevista con este diario, Monreal asume: «no es el mejor momento para gobernar. El estado está tronado. Hay muchos agravios sociales. Hay inseguridad, pillería corrupción y Zacatecas está en quiebra técnica» por la enorme deuda. Más de mil por ciento se incrementó con el «endeudamiento irresponsable de este gobierno». Tan sólo por el servicio de la deuda de casi 14 mil millones de pesos, se deben pagar mil 600 millones de pesos, que es equivalente a los ingresos propios de la entidad.

Sin embargo, para Monreal lo estratégico de esta elección parte de que se inserta ha en la carrera hacia el 2018. Es una elección de Estado porque más allá de los votos que representa los pocos votos que tiene Zacatecas en el país, «su efecto emblemático porque es la puerta de Morena hacia el norte».

Por ello, Monreal alerta que han llegado a la entidad alrededor de mil 500 mapaches del Estado de México e Hidalgo y ya están trabajando en campo para operar la elección del domingo. Menciona que miembros de la secretaria de Seguridad Pública han sido desplegados para su vigilancia. En paralelo, acusa, se han liberado miles de pesos en créditos de diversas dependencias, que es una forma de disfrazar el traslado de recursos públicos, vía trabajadores del estado, con simulaciones, para financiar los gastos de esta última etapa. «es mucho desaseo político».

Más allá de la coyuntura del cierre de la contienda, Monreal vislumbra la necesidad de que, de llegar a la gubernatura, lograr recuperar la credibilidad social, desgastado por los niveles de corrupción reportados en la entidad.

«Me preocupa que al estado se le considere como uno de los más corruptos. El moche alcanzó en al os casos hasta el 30 por ciento y se extendió incluso hasta los proveedores», subraya que de entrada, los fundamentos del nuevo gobierno debe partir del combate a la corrupción y a la impunidad, porque «hay una gran desconfianza social», una gran descomposición de la clase política, frente a lo cual es primer paso para enfrentar de ahí la crisis financiera y la inseguridad agobiante.

En su oferta política, además de combatir la corrupción y abatir la impunidad, también destaca la reducción de los salarios de los altos funcionarios. Dice que en este rubro hará un gobierno «austero y republicano», que incluye además reducir los privilegios

Y en ese contexto, Monreal subraya que de entrada, los fundamentos del nuevo gobierno debe partir del combate a la corrupción y a la impunidad, porque «hay una gran desconfianza social», una gran descomposición de la clase política, frente a lo cual es primer paso para enfrentar de ahí la crisis financiera y la inseguridad agobiante.

«En Zacatecas empobrecieron la conciencia social y el sistema democrático. Lo envilecieron y causan mucho problema porque la sociedad no se hace cargo de sus gobernantes. La distancia se ha hecho mayor. Por eso Estoy empeñado a una corresponsabilidad social e involucrarse a los sectores de la sociedad desde la designación del gabinete».