Astillero: Entendimientos Gordillo-Morena
15 mayo, 2017
Cápsula Informativa: SLP, en riesgo por fracking
15 mayo, 2017

Cuidan al procurador

Cerco mediático en torno a Garza Herrera
Urgencia en la Prodem

Contrario a las versiones que apuntaban a que el asesinato de un joven en el fraccionamiento Campestre había ocurrido al interior de la casa del procurador, Federico Garza Herrera, el viernes, durante la audiencia de vinculación, la explicación sostenida por la fiscalía y aceptada por la defensa ubicó los hechos en la cocina del domicilio del presunto homicida, Eduardo N.

La confusión pudo deberse a que Garza Herrera fue la primera persona que conoció lo ocurrido de voz del propio Eduardo quien, según se dijo en la audiencia, se trasladó hasta su residencia y le avisó que había lesionado a una persona, razón por la cual el procurador se puso en contacto con el director de la policía ministerial, José Guadalupe Castillo Celestino.

Poco se supo acerca de los dichos de Garza y Castillo ya que su contenido será revelado en etapas posteriores del procedimiento penal cuando, seguramente, sean llamados a declarar. Por lo pronto se ha creado un cerco mediático a su alrededor para no exponer al titular de la Procuraduría General de Justicia del Estado a los cuestionamientos de los medios. Distintos sectores han pedido su renuncia; sin embargo, el subprocurador, Aarón Edmundo Castro Sánchez, ya aseguró que Garza Herrera no se irá.

El futuro se ve complicado. Conforme se acerque la elección del nuevo Fiscal General del Estado y no haya una resolución del caso irán aumentando las presiones para que Garza deje su cargo. En estos momentos grupos políticos y aspirantes al cargo, con calculadora política en mano, evalúan los distintos escenarios y las posibilidades de maquinar la estrategia que termine con la partida del actual procurador.

A la audiencia de vinculación asistieron 15 personas como público, entre los que se encontraban familiares de la víctima, abogados que iban a “aprender” y asistentes de los abogados de ambas partes. Entre los presentes destacó el nombre del ex secretario de gobierno en tiempos de Marcelo de los Santos, Héctor Vega Robles, quien provocó la molestia de los elementos de la policía procesal debido a que se les ordenó darle acceso a la sala de audiencias; a pesar de que ya no había cupo.

Afuera de la sala, Vega Robles conversaba con otras personas (ajenas a las partes) a quienes les decía que lo recomendable era “enfriar” el caso para evitar la exposición mediática. Comentario curioso al provenir de quien desempeñó uno de los puestos de mayor relevancia en la entidad; además de ir completamente en contra del principio de máxima publicidad del Sistema de Justicia Penal. ¿La congeladora fue su política como funcionario de gobierno?

Volviendo al tema principal, la fiscalía argumenta que la escena del crimen fue manipulada por el probable homicida para hacer creer que actuó en defensa propia. Un cuchillo, del que no pudieron obtener huellas digitales, en la mano de la víctima no parece encajar de acuerdo con los peritajes practicados y la reconstrucción de hechos. Seis meses pidió la representación social para completar la investigación.

Ese tiempo deberán recabarse testimonios, pruebas de ADN, antecedentes penales y cuantificar los gastos de los ofendidos, así como la afectación emocional. Eduardo N se reservó su derecho a declarar y permaneció prácticamente en silencio durante las casi seis horas que duró la audiencia; no obstante, la juez lo hizo hablar para darse por enterado de que, en caso de ser hallado culpable, se le podría imponer una pena de entre 30 y 45 años de prisión.

**********

En la Procuraduría de Protección de Niñas, Niños, Adolescentes, la Mujer, la Familia y el Adulto Mayor (Prodem) se comenta que, a su titular, Pablo Loredo Oyervidez, ya le urge que la joven Greta N cumpla la mayoría de edad para darle carpetazo al tema y respirar con tranquilidad.

Aparentemente el revuelo causado por la joven, sus dos fugas y los errores cometidos por Loredo Oyervidez en este y otros asuntos, hacen cada vez más difícil que su amiga, la directora general del DIF, Cecilia González Gordoa, justifique su contratación ante la presidenta, Lorena Valle. ¿Lo aguantarán hasta el segundo informe?

(Redacción: Jaime Nava)