pozos alfabetización
Gallardo se rehúsa a hablar del proveedor de las purificadoras
8 junio, 2016
¿Cuentas claras o componendas pactadas?
8 junio, 2016

Israel López Monsivais

Las palabras que hoy tecleo son las de un aficionado retirado de la fiesta brava y un admirador de Rodolfo Rodríguez El Pana, romántico empedernido del toreo. Asistí a las plazas de toros y seguí las faenas durante lustros, me alejé al adquirir un compromiso político con el medio ambiente. En palabras del filósofo Enrique Dusell en su Filosofía de la liberación creo en un mundo transmoderno y ecologista.

Esto incluye terminar con el maltrato animal paulatinamente con procesos de concientización. A pesar de las contradicciones ideológicas acepto la realidad de la tauromaquia: debe evolucionar como lo hizo en Portugal. Si me tomé el atrevimiento de hablar sobre un tema tan controversial es por algunos comentarios ofensivos y de burla que leí en redes sociales tras el deceso del Brujo de Apizaco.

Esas agresiones me han conducido a la siguiente interrogante: ¿cómo es posible que algunos animalistas se alegren de la muerte de un humano ocasionada por un toro? El activismo digital puede ser violento e intolerante. Es fácil insultar, descalificar, desprestigiar y falsificar desde el anonimato. Acéptese, la intolerancia en el siglo XXI nos lleva a la confrontación ideológica en lugar del diálogo y la búsqueda de acuerdos democráticos.

Afirmaré ahora que la discusión interminable entre taurinos y anti taurinos la debe resolver un mecanismo de democracia participativa: consulta popular o referéndum. En la búsqueda de una democracia consolidada una minoría no debe imponerse a otra minoría. Ya que al no pensar similar llegan a la intolerancia (recomiendo leer para ampliar el debate Tratado sobre la tolerancia, Voltaire y En defensa de la intolerancia, Slavoj Zizek).

Rodolfo Rodríguez fue padre y esposo. El Pana, panadero de oficio que estuvo siete veces en prisión, sufrió el infierno del alcoholismo, recibió mas de 20 cornadas, bohemio, extravagante, el último romántico de la fiesta brava. Vivió como torero, vestía como torero, usaba coleta de torero y murió como se lo dijo en una entrevista a Jesús Quintero, a lo Manolete.

Renació en su despedida, el 7 de enero de 2007 con una faena espectacular ante Rey Mago de Garfias en la Plaza México. El Pana en la entrevista antes mencionada comentó que los éxitos y fracasos son momentáneos y subjetivos, que el primero de ellos elimina cientos de los segundos. Una tarde de gloria llevó al hechicero a recorrer el mundo con un ejemplo de perseverancia.

Su paseíllo con sarape, su par de Calafias, el puro largo, la llegada en calandria, el brindis a las damas de noche. Se nos fue un excelente ser humano y nace la leyenda del torero de otra época. Luis Spota escribió Mas cornadas da el hambre y Ernest Hemingway, Fiesta, seguramente algún genio literario relatará la vida de novela del El Pana.

Uno de los recuerdos más personales que tengo de mi abuelo paterno era sentarme de niño en sus piernas a ver las tardes de toros, a la pasión y las tradiciones culturales las eclipsa la subjetividad. La última ocasión que el Brujo de Apizaco vino a SLP mi hermano me invitó a verlo. En efecto, decliné asistir para ser congruente con el compromiso del cuidado del medio ambiente.

Dentro de este contexto lo que intento comunicar a los animalistas y ecologistas es que su lucha ha logrado concientizar a algunos aficionado de la fiesta brava que se han retirado. Sin embargo, repruebo todo acto de intolerancia mostrado en las redes sociales en contra de la tauromaquia. Debemos comprometernos con más luchas más allá del activismo digital: desigualdad, corrupción, discriminación, contaminación ambiental y desarrollo sustentable, por mencionar algunas.

Aguijón: mando una felicitación a todos los comunicadores, reporteros, conductores, articulistas, columnistas y escritores en el marco de la celebración del Día de la Libertad de Expresión.

Twitter: @francotiradort1

Mail: liclopezmonsivais@gmail.com

Israel López Monsivais
Israel López Monsivais
Abogado y Maestro en Gestión Pública; Catedrático, FCA, UASLP. Estudiante de Doctorado en Estudios Latinoamericanos.