La construcción de Las Escobas sería ilegal, advierten comuneros
7 junio, 2016
La información de las purificadoras debe ser pública, sentencia regidora
7 junio, 2016

Denuncian favoritismo del IMSS hacia proveedor de víveres foráneo

Jorge Torres

Mediante un correo enviado por un grupo que se denomina “En Defensa del IMSS en SLP” se denunció que un proveedor local de alimentos, del cual se omite su nombre, se acercó a ese grupo a manifestar su pesar y malestar porque, habiendo sido una de la propuestas económicas más bajas en 2014, mediante licitación pública, el delegado estatal del Instituto Mexicano del Seguro Social, José Sigona Torres, había preferido otorgarle a una empresa llamada La Cosmopolitana, SA de CV, con domicilio en Lomas de Sotelo 1094 en la Ciudad de México, dos contratos para surtir de víveres a la Delegación Estatal en San Luis Potosí, y la cual en dos años obtuvo cerca de 36 millones de pesos.

El primero de esos contratos se dio en enero de 2014. La empresa, mediante licitación pública, obtuvo el contrato D35074 bajo el número de procedimiento VIVEREN2892013, para proveer de víveres a la delegación estatal, un contrato por un año tres meses de 19 millones 864 mil 925 pesos; el segundo contrato con esta empresa el primero de marzo de 2014, sólo 15 días después de que terminara el primer contrato, este se hizo por los meses restante de 2015, mediante adjudicación directa bajo el contrato D5M0223 por 16 millones de pesos, es decir, a esta empresa en dos años se le otorgó la cantidad de 36 millones de pesos, mientras que a los proveedores locales, que cumplían todas las especificaciones para dotar del mismo servicio, como Uresti Cerrillo Javier, en dos procesos de servicios se le otorgó la cantidad de ocho millones pesos; y a Córdova Monreal Herminio sólo se le adjudicó en 2015 la suma de 95 mil 236 pesos.

Empresa con dudosa reputación

La empresa La Cosmopolitana opera en el Distrito Federal, Estado de México, Veracruz, Sinaloa, Durango, Nayarit, Tabasco, Chihuahua, Coahuila, Tamaulipas, Jalisco y Morelos, en donde surte de alimentos a los gobiernos federal, estatal y municipal, así como a empresas privadas. Tiene más de 40 años en la industria del abastecimiento de productos en el sector salud, principalmente este servicio se proporciona en hospitales, guarderías, comedores industriales y centros penitenciarios en toda la República.

Cabe destacar que en octubre de 2012 se resolvió un procedimiento administrativo de sanción contra esta empresa por parte de la Secretaría de la Función Pública, que ordenó a todas las entidades públicas del país abstenerse de recibir propuestas o celebrar contrato alguno por el plazo de tres meses, esto debido a que en 2010 se difundieron grabaciones telefónicas de un presunto caso de corrupción y tráfico de influencias en licitaciones con el Seguro Social; en 2010 esta empresa obtuvo contratos con el IMSS por 320 millones de pesos, y de acuerdo con el portal de compras del IMSS, donde no aparece mayor información de la empresa, en 2012 se le dieron contratos que en total sumaron 290 millones de pesos, que en 2014 se duplicaron hasta los 540 millones de pesos; de 2009 y hasta 2015 el IMSS ha pagado a esta empresa 2 mil 452 millones 986 mil 283 pesos.

IMSS niega licitaciones a modo a esta empresa

Por su parte, la Delegación Estatal del IMSS en San Luis Potosí negó malas prácticas en las licitaciones, puesto que señala que este es un procedimiento vigilado desde oficinas centrales. Se informó que se tiene seis empresas que proveen servicios de víveres, entre ellas La Cosmopolitana; los procesos de licitación tienen diversas restricciones, pues se pide calidad, tanto en el producto como en la entrega del mismo, todo es legal, pues no se contrata a nadie si legalmente no está constituida y avalada por el órgano interno de control, no puede haber ninguna irregularidad, “se desmiente totalmente la información enviada a los medios de comunicación porque existen las instancias legales que confirman las auditorías en donde no hay observaciones. Al contrario, se tiene buen manejo tanto de los proveedores de alimentos como de otros, se revisa cada año, si fuera algo real ya tendríamos un procedimiento, esto tiene otro fondo que busca dañar la imagen del IMSS”.

JSL
JSL