Inegi: deuda de 21 estados en 2015, de casi 36 mil mdp
Deuda pública creció 64% en lo que va del sexenio: Ceesp
5 febrero, 2017
Incertidumbre y preocupación en el mundo por Trump: Iglesia
5 febrero, 2017

Vega Arroyo pide a Congreso y a los aspirantes a la presidencia de la CEDH conducirse con «civilidad»

medida cautelar

Jorge Torres

Ante la renovación de la presidencia de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), el aún ombudsman potosino, Jorge Vega Arroyo, hizo un llamado a los contendientes y al Congreso del Estado a conducirse con civilidad en este proceso, atendiendo a los principios de legalidad y transparencia. Asimismo, dejó en claro que él no está a favor ni en contra de ningún participante, y se ha mantenido al margen de este proceso.

“Todas y todos los que participan para la titularidad de la presidencia de la Comisión, así como del Consejo, merecen todo mi respeto, y esto está en la agenda del Congreso del Estado, quien es a quien le toca determinar quién va a conducir la defensoría de derechos humanos del pueblo potosino para los próximos cuatro años”, sostuvo Vega Arroyo, quien reiteró que él lo único que pide desde su trinchera es que se conduzca un proceso con civilidad.

En cuanto al amparo que emprendió uno de los aspirantes a este cargo, Paul Ibarra Collazo, sobre la limitante de la edad para poder aspirar a este puesto, declaró que el activista está en todo su derecho de señalar la circunstancia de que en la ley no hay apertura hacia la juventud, pero el tribunal definirá si acepta o no la candidatura, aunque recalcó que está en todo su derecho de presentarla, sobre todo para generar precedente sobre esta situación de que la ley está marcando ese impedimento.

De la misma forma, sobre las tres personas que son trabajadores de la CEDH y que se han postulado para la presidencia de la dependencia, expuso que les he pedido que, si bien es cierto no hay un requisito sobre que tenga que solicitar alguna licencia al cargo, los días que tengan que atender actividades por parte de ese proceso pidan permiso por escrito, además de que no utilicen recursos de la Comisión.