Italia busca acelerar expulsión de migrantes
11 mayo, 2017
Simona Halep, a semifinales del torneo de Madrid
11 mayo, 2017

Basquiat se anuncia como rey de las subastas en NY

Un oficial de Sotheby's habla de la pintura ‘Sin Título’ de Jean Michel Basquiat durante una visita previa de los medios de comunicación a la casa de subastas en Nueva York el 5 de mayo de 2017. Foto Afp

Afp

Nueva York. Jean-Michel Basquiat se anuncia como la mayor celebridad de las subastas de arte de primavera en Nueva York, una señal de su ingreso al panteón de artistas contemporáneos casi 30 años después de su muerte.

Ya con un estratosférico récord en subasta de 57 millones de dólares registrado el año pasado, cuando un multimillonario japonés compró un autorretrato del genio estadunidense de origen puertorriqueño y haitiano, las subastas de Christie’s y Sotheby’s ofrecerán al menos 14 Basquiats del 15 al 19 de mayo.

“Era un artista callejero, así que demoró un tiempo en ser asimilado”, explicó Loic Gouzer, director de arte de posguerra y contemporáneo en Christie’s de Nueva York. “Ahora cada museo del mundo está rogando tener un Basquiat”, aseguró.

Las rivales Christie’s y Sotheby’s, ambas fundadas en el siglo XVIII en Londres, esperan obtener ventas combinadas de al menos mil 100 millones de dólares en mayo, tras la subasta de centenares de obras de arte impresionistas, modernas y contemporáneas.

La mayor estimación para la semana de subastas es un Sin Título de Basquiat, una calavera sobre un lienzo gigante en óleo en barra, acrílico y pintura de spray, con el cual Sotheby’s espera obtener un nuevo récord de más de 60 millones de dólares.

Completado en 1982, cuando el artista era prácticamente desconocido, fue comprado por última vez en 1984 en Christie’s por 19 mil dólares.

Se calcula que Basquiat produjo unas 600 obras de arte antes de morir de una sobredosis a los 27 años.

“Es el chico de oro, es el que murió joven, vivió a fondo y estuvo haciendo un trabajo que no se parece a nada previo ni a nada posterior”, dijo Gregoire Billault, el director de arte contemporáneo de Sotheby’s.

Un Bacon de 50 millones

Buena parte del trabajo de Basquiat, un afroestadunidense en un mundo artístico blanco, se centró en el sufrimiento padecido por los negros estadunidenses, un tema de gran resonancia tras las protestas que se suceden desde 2014 por la muerte de jóvenes negros desarmados a manos de la policía.

Es en este contexto que Christie’s está ofreciendo La Hara, un Basquiat de 1981 en acrílico y óleo en barra de un agente de policía de Nueva York de mirada enfurecida, estimado en 22 a 28 millones de dólares.

“El contexto es el mejor ayudante para explicar el arte y creo que es genial tenerlo en este momento”, dijo Gouzer.

Christie’s también espera obtener millones por otro artista menos conocido pero con una fuerza comercial creciente: de 35 a 55 millones para el muy abstracto Leda y el cisne de Cy Twombly.

“La mayoría de las personas incluso hoy dirán ‘oh, mi hijo puede pintar esto’. Tu hijo no puede pintar esto”, dijo a la AFP el especialista de Christie’s Koji Inoue. “Sentimos que finalmente se le está reconociendo como merece”.

El récord de Twombly en subasta es de Sotheby’s, a 70.5 millones de dólares por una obra vendida en 2015. El artista fue objeto de una retrospectiva en París el año pasado.

Otra obra que destaca Christie’s es la de Francis Bacon Tres estudios de George Dyer por 50 millones, el primer retrato de su musa de larga data y amante, un guapo ladronzuelo del East End de Londres.

El tríptico fue propiedad del escritor Roald Dahl y ha sido exhibido en la Tate Britain y en el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York.

Un mercado listo

“Creo que el mercado es muy listo en este momento, no creo que sea la misma locura de 2015”, dijo Billault al recordar un año de explosivos récords mundiales para obras de arte en subastas.

Las mujeres de Argel (Versión 0) de Picasso y una estatua de Giacometti batieron récords de la pintura y la escultura más caras vendidas en subastas, a 179.4 millones y 141 millones de dólares respectivamente.

Billault no concuerda con la idea de que el interés por el arte en China se esté enfriando. Los terremotos políticos -la elección de Donald Trump y el Brexit- tampoco han desacelerado las ventas.

“Todo el mundo se lo preguntaba en noviembre pasado, a raíz de nuestra elección”, dijo Jessica Fertig, especialista jefe de Christie’s en arte impresionista y moderno.

Pero “tuvimos una subasta increíblemente fuerte, así que no tenemos razones para pensar que esta temporada será diferente”, añadió.

Los destaques de las subastas de arte impresionista y moderno son un retrato de Picasso de su amante Dora Maar y una escultura oval en bronce, la cabeza de una mujer durmiendo, de Brancusi.

Sotheby’s está ofreciendo también Danae del austríaco Egon Schiele, valorado a entre 30 y 40 millones de dólares. Es el primer gran desnudo femenino de Schiele en óleo, ejecutado en 1909, cuando solo tenía 19 años.