Localizan cuerpo de un plagiado y detienen a 3 en NL
27 septiembre, 2017
Ayuntamiento ofrece apoyo a la JEC para reparar bache frente a la TTP
27 septiembre, 2017

Difícil de lograr la disminución de embarazo adolescente: expertas

Foto Roberto García Ortiz / archivo

Jessica Xantomila

Ciudad de México. Las metas de disminuir en 50 por ciento la tasa de fecundidad en adolescentes para 2030 y erradicarlo en menores de 15 años son aún difícil de lograr, señalaron organizaciones en defensa de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres. En el Día Mundial para la Prevención del Embarazo No Planificado en Adolescentes acusaron que aún existe desorganización en la estrategia que ha impulsado el gobierno para combatir este problema de salud pública.

Aunque la Estrategia Nacional para la Prevención del Embarazo en Adolescentes (ENAPEA), consideraron, es integral no se ha avanzado en su implementación. Adriana Jiménez, directora de la Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos en México (Ddeser), dijo en entrevista que ésta no se ha logrado coordinar correctamente y “parece que en los estados no es un tema prioritario”.

Señaló que en Chiapas es encabezada por la Secretaría de Salud estatal, ésta “es conservadora, y lo que quiere es hacer programas para las niñas que ya tienen a sus hijos como darles despensas, por ejemplo; en lugar de prevenirlo”. En el estado de México, dijo, “no se ha hecho nada” al respecto.

Agregó que “cada estado entiende lo que quiere y hace de acuerdo a sus intereses”. Por lo que llamó al gobierno federal a reunirse con representantes de las entidades federativas para implementar la estrategia adecuadamente.

Por su parte, Alexis Hernández, de Ipas México, organización internacional, dijo en entrevista a parte, que dado el incremento de embarazos adolescentes de 2009 a 2014, al pasar de 70 hijos por mil mujeres de 15 a 19 años, a 77, es “bastante difícil y complicado” que se logre una reducción de hasta el 50 por ciento de la tasa de fecundidad en este sector de la población.

Agregó que para ello se requiere de seguir impulsado un mejor acceso a los servicios de salud, de anticoncepción, de aborto legal y que se involucre más a los hombres en la prevención de los embarazos pero también en la disminución de la violencia sexual hacia las mujeres.

Sobre el embarazo en niñas menores de 15 años, ambos especialistas resaltaron que se requiere una evaluación que muestre el panorama real en el que se están dado estos casos, aunque subrayaron que “un gran número de éstos están relacionados con la violencia sexual”.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), durante 2015, 416 mil 153 niñas y adolescentes de entre 10 y 19 años se convirtieron en madres, de ellas, 10 mil 277 tenían entre 10 y 14 años de edad.